El hombre del saco — Pensaba por aquí

La extrema derecha se normaliza (si es que ya no lo estaba) abanderando un populismo fascista que resulta muy bien acogido por el respetable.El descontento cronificado en la sociedad (aquellos problemas del primer mundo que ahora se nos antojan insoslayables), bien manejado por organizaciones que esconden su verdadera ideología bajo soflamas de ‘ardor guerrero’, resulta un caldo de cultivo que no sabremos combatir.El inconformismo se ha vuelto de derechas. Y hay mucho inconformismo.El hombre del saco… no daba tanto miedo.

El hombre del saco — Pensaba por aquí

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s